Juan Sinpiernas

Juan Sinpiernas era un hombre que trabajaba como leñador. Un día Juan compró una sierra eléctrica pensando que esto aligeraría mucho su trabajo. La idea hubiera sido muy feliz si hubiera tenido la precaución de aprender a manejar primero...

De arriba para abajo

El cuatro de febrero el diputado Pavel Jarero confirmó en entrevista para El Regional que las obras públicas dejarían de “etiquetarse” a través de los legisladores del Congreso de la Unión. La medida –explicó– forma parte del proyecto para la Cuarta Transformación de la que habla...

¡Ya está decidido!

Jimmy debe rondar entre los 6 y los 8 años. Antier lo vi corretear junto con otros niños de su edad, allá junto a la tienda de “El Diamante”; y a fuerzas de ser sincero, ¡Me dio una envidiaaaaaa!!!...

Paralelismos

Estimado lector comienzo con este epígrafe tan afamado, popular y poco ejercido en nuestro México con la finalidad de refrendar mi respeto a su derecho a la libertad de creencia, así como el respeto a mi derecho a la libertad de expresión. 
Apenas finalizó mes de marzo, mes del 90 Aniversario del Partido Revolucionario Institucional (PRI), el partido del cual muchos auguran su “muerte política” y próximo a renovar su dirigencia nacional, con convenio y participación –cabe resaltar– del Instituto Nacional Electoral, así anunciado en su recién Consejo...

Escarlata

Círculo y cuenca de singular cuenta; las cuatro estaciones de divina ciencia. Menguante o llena, cóncava y eterna la luna revela de la mujer su esencia. Vigésimo octavo cenit de candela; compás melodioso que anuncia existencia de risas, nostalgias, pasiones y freesias.  Cincuenta abuelitas comienzan...

Por favor, ¡Perdóname!

Gustavo ya ni se acordaba por qué se había enojado con su hijo Rodolfo, pero continuaba molesto, y no podía evitarlo. Se sentía muy frustrado con el muchacho. Una y otra vez descargó su ira hasta quedar exhausto, e inmediatamente se sintió culpable por su conducta.

Un final trágico

  Reynaldo Uribe dormía tranquilamente junto a su esposa Julia. Llevaban dos meses de casados y era como si todavía estuvieran en su luna de miel. Todo parecía ir bien para el joven matrimonio. Ambos tenían empleos bien pagados, habitaban un hermoso apartamento, poseían un auto...

¡Qué hermoso sería!

Para resolver un problema relacionado con el sistema de aire acondicionado de la Caravan, acudí aquella vez al taller “Refa-Servicio Doméstico Machuca”, de Ixtlán; y mientras los técnicos intentaban reparar la falla, conversé con los propietarios del referido establecimiento.

¡Un buen hermano!

Con mi diestra tomé su mano izquierda y le pedí: “Aprieta con tus dedos”. Marcos lo hizo. Sentí el calor de su puño. No era la primera vez que se lo había solicitado. Me daba gusto saber que me escuchaba y que podía realizar algún movimiento...